Los problemas en Independiente parecen no terminar ya que con la oferta formal de Panathinaikos de Grecia por Sebastián Palacios, el Pachuca le reclama al Rojo una importante deuda.

Desde México aseguran que en la sumatoria de partidos disputados, Palacios cumplió con una de las clásusulas que estaba establecida en el contrato y por ese motivo reclaman el pago de 1.000.000 de dólares extra por el jugador.

Cuando Palacios llega al club en 2019 se abonaron 2.300.000 dólares por el 50% de su ficha pero se le había puesto una obligación de compra del porcentaje restante por 2.000.000 dólares, siempre y cuando el tucumano tuviese en su primer año, el 65% de los partidos disputados.

Al hacerse efectivo ese porcentaje desde Independiente estaban obligados a abonar la mitad en 2020 y el resto al año siguiente quedandose así con el 100% del jugador. Según Pachuca el pago nunca se realizó y ahora, con la posible salida del ex Talleres a Grecia, el reclamo salió a la luz.