Luego de la derrota en Colombia, Independiente volvió a los entrenamientos en Villa Domínico y ya piensa en la revancha frente a Águilas Doradas.

Los futbolistas que fueron partícipes del partido del martes, desarrollaron tareas regenerativas, mientras que el resto del grupo tuvo práctica de fútbol con la Reserva.

Nicolás Figal, ya recuperado de su desgarro, se reintegró al resto de sus compañeros y Carlos Benavídez, que atraviesa la última parte de su rehabilitación, sumó sus primeros minutos de fútbol. Por su parte, Gastón Togni y Gonzalo Verón trabajaron en kinesiología.