En una nueva sección de Muy Independiente, nos centramos en hablar con ex jugadores del club de los cuales se sabe muy poco actualmente. En esta ocasión tuvimos la oportunidad de dialogar con Brian Nieva, futbolista surgido de las inferiores de Independiente y que aún ostenta el record de ser el goleador de las inferiores con 100 tantos.

Actualmente, a sus 29 años, ha dejado el fútbol por una lesión y su vida cambio totalmente: “Mas o menos hace dos años me rompí los ligamentos cruzados, fue el último empujón para que determine dejar de jugar. Hay cuestiones en el ascenso que te hacen renegar mucho por tema salarios y aunque el club en el que jugaba en ese momento se hizo cargo de todo de mi lesión no me pude operar por otras cuestiones”.

Su debut en primera fuede la mano del “Chivo” Pavoni y “Pancho” Sá en 2010 a partir de allí no tuvo muchas chances de jugar y en 2012 se alejó del club. Desde su salida del Rojo pasó por Los Andes, Santiago Morning de Chile, Comunicaciones, J.J.Urquiza, Huracán de Goya, Defensores de Belgrado de V.R, Pacífico sport club y  El Porvenir.

Tras varios años en el fútbol de ascenso, actualmente, “Branca” está alejado de toda actividad deportiva y colgó los botines para dedicarse a otro rubro: “Actualmente estoy trabajando en el negocio familiar, una pequeña fábrica de pastas en donde viví siempre, en San Francisco Solano”, y añadió: “Al ser una decisión un tanto forzada por la lesión, estoy agradecido a mi familia entera, porque desde chiquito me apoyaron con el fútbol y hoy me siguen dando una mano enorme”.

Al recordar su salida del Rojo, Nieva es consciente de que tomó una decisión apresurada: “Si bien, fue una decisión mía, tuvo mucho que ver mi representante. Yo era jóven y estaba molesto porque me habían bajado a reserva. En ese entonces el técnico de primera Cristian Díaz, que había sido mi entrenador de reserva, pensé que me iba a dar más continuidad. Entonces esa bronca e impotencia de bajar a reserva hicieron que le diga a mi representante que me busque club”.

Con respecto a lo que significa Independiente, habiendo hecho todas las inferiores allí y siendo el goleador de las categorías juveniles, Nieva se expresó: “Significa un montón hasta el día de hoy. Por el hecho de que es un club grande y ahí hice muchos amigos. Me ayudó a formarme como persona y desde todo punto de vista estoy agradecido al club”, y agregó: “En lo personal estoy muy contento con ese logro porque estoy en la historia de las inferiores del club más grande de argentina”.

Por último, se refirió a como sigue la actualidad del Rey de Copas y su relación con parte del actual cuerpo técnico: “Actualmente sigo al equipo porque Pusineri fue uno de los mejores compañeros que tuve. Aunque estoy más pendiente porque tengo una muy buena relación tanto con Héctor Galarza como con Rubén Tanucci, que lo tuve como entrenador en las inferiores”.