Nicolás Figal, que vio la tarjeta roja en la segunda parte del encuentro entre Independiente y Estudiantes, explicó que no sabe cuál fue el motivo de su expulsión una vez finalizado el encuentro.

“Me gustaría que el árbitro me dé una explicación de lo que pasó. Quizás me cobra la falta, pero yo nunca le dije nada, en ningún momento lo insulté. Por eso me agarro la cabeza y no entendía el por qué”, explicó el defensor en cuanto a tener que abandonar el campo de juego por la expulsión.

Sin embargo, luego agregó que más allá de lo sucedido, le gustaría saber el por qué: “Caemos siempre en la misma. Tal vez se equivocó y no se puede hacer nada, pero me gustaría que me de una explicación por qué no se entiende porque me expulsaron”.

Además, Figal hizo una comparación sobre su última expulsión ante el Lobo que también generó dudas: “Lo que más bronca me da es que a mí me expulsaron contra Gimnasia por un supuesto último hombre. Me sacaron amarilla y después el juez de línea le avisó al árbitro para que me terminen expulsando. Acá tendría que haber pasado lo mismo y no pasó. Quizás se confundió, se equivocó, pero ya está”.

Más allá de su situación personal, destacó la actitud del equipo en igualar el partido tras estar dos goles abajo en el marcador: “Lo importante es que dimos una muestra de carácter en el segundo tiempo y lo pudimos empatar”

En cuanto al partido, el central destacó: “Tuvimos un primer tiempo que entramos dormidos. Los equipos que tienen jerarquías sacan adelante este tipo de partidos. Sabíamos que habíamos jugado mal, que necesitábamos tener la pelota y en el segundo tiempo lo pudimos hacer”

Por último, Nicolás Figal concluyó: “Sabíamos que lo podíamos dar vuelta. Teníamos controlado el partido hasta que nos quedamos con diez. Pero me quedo con este partido porque igualamos el resultado y que dimos una muestra de carácter porque acá es muy difícil jugar contra Estudiantes y en una cancha que estaba media mala”