Luciano Nequecaur, delantero de Fénix de Uruguay -rival con el que el Rojo se medirá en los octavos de la Copa Sudamericana-, habló en Muy Independiente Radio.

En el comienzo, se le consultó si el entrenador del conjunto uruguayo cuidaría jugadores para el partido con el Rojo y comentó: “Carrasco no es de rotar mucho, es probable que este fin de semana jueguen los que están mejor contra Defensor Sporting”.

Luego destacó: “Carrasco es un muy buen entrenador, te da toda la información que uno necesita antes de los partidos y después sucede lo que él te cuenta. Él toma recaudos defensivos pese a sufrir algunos partidos, le gusta mucho atacar e ir para adelante”.

En relación a lo que significa para Fénix enfrentar a Idependiente en octavos de final, exclamó: “Es muy importante porque, aparte de jugar contra Independiente, es la primera vez que el club llega a esta instancia de copa”, y afirmó: “Nosotros vamos a tratar de jugarle de igual a igual a Independiente por más que sea un equipo grande”.

Por otra parte, el jugador, confeso hincha del Rojo, habló de sus inicios y su carrera. “Soy de zona sur, hice inferiores en Lanús y anduve por algunos clubes argentinos, pero en Uruguay me cambió la vida porque en poco tiempo empecé a hacer muchos goles y estoy muy bien acá”, expuso.

En cuanto a su fanatismo por el conjunto de Avellaneda, Nequecaur contó: “Toda mi familia es hincha de Independiente y desde que soy chiquito voy a la cancha. Todavía tengo fotos mías con algunos jugadores del campeón de 2002. En la final de la Sudamericana 2010 con Goiás estuve en la Norte y después me fui a la sede a festejar”, y sumó: “De los clásicos que más me acuerdo es el 4-1 del Patito Rodríguez y el de los goles de Agüero”.

En el final, contó qué le dijo su padre al enterarse que enfrentará al equipo de sus amores: “Si me toca hacer un gol no sé que voy a hacer, va a depender del momento. Mi viejo me pidió que haga goles pero que gane Independiente”.