Emiliano Martínez habló en 90 minutos de fútbol y recordó su llegada a Independiente y la partida al Arsenal.

En el comienzo, el flamante campeón de la FA Cup con el Arsenal contó: “Me habían visto a los 9 años. Era hincha de Independiente, pero mi mamá no me dejó porque era muy chico y tenía miedo. A los 12 años me llegó otra oportunidad y mi vieja me dejó cumplir mi sueño. Me quedé en la pensión”.

Además, resaltó la figura de Miguel Ángel Santoro: “Él fue el que dijo que sí para que yo me quede en el club, dijo que tenía un futuro enorme. Siempre fue como un padre para mi”.

Con respecto a sus años en el Rojo y la prematura partida al conjunto de Inglaterra, expuso: “En Independiente estuve hasta los 17, que me compró el Arsenal. No llegué a debutar, solo fui a un partido de Reserva, cuando el arquero era el Ruso Rodríguez. Mi sueño siempre fue jugar en el Rojo pero después de un Sudamericano Sub17, me llamaron para entrenar una semana en el Arsenal. Después el Arsenal hizo la oferta y el club me vendía para terminar el estadio. Fue un shock, no pensé que me iba a ir tan rápido”.

En esta misma línea, Dibu expresó: “Mi sueño era atajar en Independiente como lo había hecho Ustari. El club era famoso por la calidad de arqueros que generaba. Sentía que era el club para mi, el club de mis sueños. Pero no podía desaprovechar esa oportunidad”.

Por otra parte, el arquero contó que participó junto a Oscar Ustari de una clase para los arqueros de las inferiores de Independiente: “Pepé (Santoro) es un hombre que siempre quiere ayudar a la gente, más a los arqueros jóvenes. La otra vez los chicos estaban medio bajoneados e hicimos una charla por Zoom con los arqueros de la pensión de Independiente. Quedamos en darles trabajos de salida de balón, movimientos de control, posicionamiento. Hablé con la gente del Arsenal para que graben mis entrenamientos y se los pasé a Pepé”.