Jorge Burruchaga habló sobre las negociaciones que están llevando a cabo para tratar de sumar los refuerzos que pretende Pusineri.

“Nos estamos preparando muy bien, hay un buen plantel con gran ánimo. Pretendemos reforzar el equipo con cuatro o cinco jugadores más. La fecha tentativa para el inicio del torneo es viernes 16 de octubre”, soltó el mánager en De una con Niembro.

Con respecto al tema del arquero, declaró: “Es muy difícil que Rossi ataje en Independiente, en algún momento la chance estaba por el posible traspaso de Bustos a Boca. También charlamos con Marcos Díaz”, y sumó: “Independiente hizo lo que Sebastián Sosa nos pidió, le hicimos una propuesta a Mazatlan. Por lo que nos dijo el arquero, él tiene un acuerdo de palabra para salir. Hoy en día es la prioridad para nuestro arco”.

En cuanto a la posible llegada de Ezequiel Muñoz expuso: “Lo de Muñoz está bastante avanzado, pero aún no está definido. La intención del club y la del jugador es rubricar un contrato hasta fines de 2021″.

Además, hizo referencia a la negociación por Federico Martínez: “Lo de Martínez está avanzado, pero es una negociación complicada porque hay que hablar con Liverpool (Uruguay) y Rosario Central. Queremos que sea el acompañante de Silvio Romero”.

Por otro lado, Burru habló de la situación económica del club y señaló: “Independiente está capacitado para hacer esfuerzos por contratar, pero sin realizar locuras. Es un mercado extraño, donde no habrá muchos movimientos. A veces se gasta de más por la presión de ganar. El club perdió credibilidad y hay que recuperarla. Hay que tener mucha calma para reducir al mínimo el margen de error”.

En el final, al ser consultado por la rescisión de contrato de Juan Sánchez Miño exclamó: “Sanchez Miño se fue del club por una decisión personal. Fabricio Bustos decidió quedarse en Independiente, al igual que Silvio Romero”.