Silvio Romero habló en conferencia de prensa en la antesala del duelo con Fortaleza y fue autocrítico a la hora de referirse a la derrota frente a Racing.

“Fue un golpe muy duro el clásico, sentíamos vergüenza. No estuvimos a la altura y nos fallamos a nosotros como grupo”, asumió el capitán, y sumó: “Hicimos una fuerte autocrítica y nos dijimos algunas cosas que teníamos que decirnos. Mañana empieza una nueva competencia en dónde tenemos que ser protagonistas como marca la historia”.

Con respecto a la decisión de hablar nuevamente, ya que lo había hecho en la cancha de Racing, soltó: “Hablar o no, no cambia demasiado, ¿por qué no deberíamos hablar después de perder un partido? Lo que no se puede repetir del otro día es la imagen que dimos”.

Luego, el Chino señaló: “Once contra once no estábamos bien y después con superioridad numérica equivocamos el camino, por eso se hizo la autocrítica”.

Además, lanzó: “Cuando se pierde de la manera que se perdió, no es solo por juego. Falto carácter, actitud o como quieran llamarlo”.

De cara a lo que sigue, exclamó: “Lo importante es saber cómo seguimos de ahora en más. Mañana tenemos un partido en dónde no podemos fallar, esperemos estar a la altura. Al que le toque jugar, va a tener el compromiso de afrontar una situación en la que nosotros mismos nos metimos. No debería haber pasado lo del domingo”.

En relación a los comentarios y las críticas, sostuvo: “Es fácil pegarnos ahora, tenemos que estar unidos. Los dirigentes nos manifestaron su apoyo. La gente está en su derecho de manifestarse aunque la situación amerite otro tipo de cosas. Nosotros no defendimos a la gente ni al club como se debía”.

También hizo mención a la situación económica: “Con respecto a las deudas, el club está haciendo un gran esfuerzo, las cosas se están solucionando”.

En el final, volviendo a hacer referencia al debut en la Copa Sudamericana, Romero aseguró: “Si ganábamos el otro día, mañana también teníamos que ganar, así que la cabeza tiene que estar enfocada y arrancar con energía esta nueva ilusión”.