Patricio Rodríguez, flamante refuerzo de Jorge Wilstermann, pasó por los micrófonos de Muy Independiente Radio.

“Me vine solo a Bolivia para jugar en Wilstermann, me seduce jugar la Copa Libertadores. Mi familia se quedó en Portugal por la pandemia, fue una decisión en conjunto con mi mujer”, comentó el delantero en el comienzo, y sumó: “Estoy en un hotel y la habitación es bastante grande así que puedo entrenar acá adentro sin ningún problema”.

Con respecto a los lugares en los que ha jugado, exclamó: “Tuve destinos exóticos pero es cuestión de costumbre. Australia es un lugar hermoso para vivir, me dejó una experiencia marcada y ese país es todo lo que quiero para mis hijas. Es cierto que lo económico pesa muchas veces en la carrera del futbolista, pero yo en Australia fui a ganar menos que en Argentina, no buscaba dinero, buscaba formarme en la vida desde otro punto de vista”.

En esta misma línea, sostuvo: “Tener las mejores zapatillas o un auto hermoso es una pavada. Yo en su momento busqué vivir en un lugar ordenado, con otro tipo de sociedad. Soy consciente que fui en contra del sistema pero elegí crecer desde otro lado. Newcastle en Australia es una ciudad extraordinaria. Vos a las 6 de la mañana tenías 50 personas en el mar viendo el amanecer. Con respecto a Europa y a las ciudades que conocí, no son muy distintos a Argentina”, y completó: “El fútbol a veces te va llevando por lugares increíbles e incluso te va a sacando ese prejuicio a lo que no conoces. Me di cuenta que hay miles estilos de vida diferentes y ninguno está mal”.

Por otro lado, explicó por qué no visita el club hace tiempo, aunque sigue pendiente de las cosas que suceden: “Hace mucho no voy para Argentina, tampoco me gusta tanto aparecer públicamente. No recuerdo cuando fue la última vez que visité el club pero siempre trato de ir enterándome las cosas que pasan”, deslizó.

En el final, expresó: “Mis comienzos en Independiente son todo para mi. Durante más de diez años hice siempre el mismo camino para ir y volver de entrenar. Verdaderamente fue algo espectacular haber jugado ahí”.