Gonzalo Rehak pasó por los micrófonos de Rojos de Pasión y se refirió a su presente en el equipo y la posibilidad de irse en el mercado que se aproxima.

En el comienzo, el joven arquero hizo mención a la caída ante Unión: “La derrota en Santa Fe fue un golpe duro. No hicimos un buen partido y nos superaron”, soltó, y continuó: “Relajados no jugamos nunca. Hay veces que las cosas no salen y el rival corre y mete. Los delanteros no podían agarrar la pelota. Habrá sido el partido que menos pegamos al arco”.

En este mismo sentido, reconoció: “Claramente no tendríamos que haber perdido de local. Eso lo hablamos en el vestuario. Hace varias temporadas que nos viene costando. La clasificación a la Libertadores 2019 no la perdemos contra Unión sino en otros partidos que perdimos puntos importantes. El objetivo era estar dentro de los 5 primeros para entrar en la Libertadores. El objetivo no se cumplió pero no fue una mala campaña”.

Por otro lado, Rehak habló de su participación en el clásico con Racing y sostuvo: “El clásico me marco en muchos aspectos. Fue hermoso. Como experiencia no tiene explicación y me sirvió como una prueba. Considero que si lo pude hacer ese día, también lo puedo hacer hoy por hoy en un partido clave”.

Al momento de referirse a la posibilidad de que se vaya del club para conseguir minutos en otro lado, exclamó: “Yo considero que ya me siento preparado para atajar acá o en otro club. Es mi sueño atajar acá. Si no tengo la posibilidad de atajar acá continuaré mi carrera en otro lado”. Y agregó en esta linea: “En las vacaciones veré que es lo mejor para mi. Yo necesito atajar desde lo psicológico. Que yo esté en el banco no es bueno para mi ni para el club”.

Ya para finalizar, el golero lanzó: “Después de la lesión no tuve oportunidades de ir y mostrarme. El técnico optó por otro jugador (Damian Albil) y él tendrá sus motivos”.