Luego de disfrutar del domingo libre, los futbolistas de Independiente retomaron las actividades en el predio de Ezeiza.

El turno matutino comenzó con trabajos de fuerza y potencia (tren superior e inferior) en el gimnasio y luego dieron paso a los ejercicios con pelota en espacios reducidos y movimientos tácticos. Además, llevaron a cabo resoluciones uno contra uno y dos contra dos.

Leandro Fernández, por su parte, siguió con su rehabilitación tras la rotura de ligamentos.

Luego del almuerzo y posterior descanso, el plantel desarrollará un segundo turno de entrenamiento en Ezeiza.